Moneda de Cuba

Presupuesto diario para Cuba

Económico: menos de 60 CUC

  • Casas particulares: 20-30 CUC
  • Restaurantes estatales: 10-15 CUC
  • Entrada barata a un museo: 1-5 CUC

Precio medio: entre 60-120 CUC

  • Hoteles intermedios: 35-60 CUC
  • Comidas en paladares (restaurantes particulares): 15-25 CUC
  • Viajes en autobuses Víazul: La Habana-Trinidad 25 CUC

Precio alto: más de 120 CUC

  • Resort u hotel histórico: 150-200 CUC
  • Alquiler de automóviles o taxis: 60-70 CUC
  • Cabaré al atardecer: 35-60 CUC

Dinero en Cuba

Es uno de los aspectos más complicados del viaje a Cuba, puesto que se tarda un poco en entender la doble economía. A principios del 2015 aún había dos monedas en circulación: los pesos convertibles (CUC) y los pesos cubanos (CUP), llamados “moneda nacional” y abreviados como MN. La mayor parte de los artículos y servicios para turistas se pagan en convertibles, p. ej., alojamiento, alquiler de vehículos, billetes de autobús, entradas a museos o acceso a internet. Cuando se redactó esta obra, el cambio era de 25 CUP por 1 CUC. Aunque hay muchas cosas que no se pueden comprar con moneda nacional, a veces resulta útil. A menos que se indique lo contrario, los precios de esta guía se indican en convertibles.

Los euros se aceptan en Varadero, Guardalavaca, Cayo Largo del Sur y en los resorts de Cayo Coco y Cayo Guillermo, pero en cuanto se sale de estos recintos, se necesitan los convertibles.

Las mejores monedas para llevar a Cuba son los euros, los dólares canadienses o las libras esterlinas. La peor son los dólares estadounidense, que conllevan una comisión del 10% extra (además de la comisión normal) cuando se compran convertibles (CUC). Desde el 2011, el convertible cubano está vinculado al dólar estadounidense, por lo que su valor depende de la fortaleza/debilidad de la divisa norteamericana. En la isla tampoco se aceptan los dólares australianos.

Cadeca, con oficinas en todas las ciudades y pueblos, vende pesos cubanos. Suelen situarse en los mercados agropecuarios de cada localidad. No harán falta más de 10 CUC al cambio por semana. Si el viajero sueña con comerse un helado y no tiene pesos cubanos, se pueden usar los convertibles. En todos los locales que venden en pesos admiten convertibles: se cambiarán a un tipo de 1/25 y se devolverá la vuelta en moneda nacional. En Cuba no hay mercado negro, solo timadores que intentan engañar al extranjero.

Cajeros automáticos y tarjetas de crédito

Cada vez se aceptan más tarjetas de crédito. Ello obedece, en gran parte, a la legalización, a principios del 2015, de las tarjetas de débito y de crédito estadounidenses y vinculadas a EE UU. A la hora de valorar si se usa tarjeta de crédito o efectivo, hay que tener en cuenta que las comisiones aplicadas por los bancos cubanos son parecidas (sobre el 3%). Pero el banco del viajero puede cobrar comisiones adicionales por operaciones de crédito/retiradas de efectivo en los cajeros. Lo mejor es llegar a Cuba con suficiente dinero en efectivo y llevar una tarjeta de crédito y otra de débito como reserva. Cada vez se aceptan más tarjetas de débito, pero conviene consultarlo previamente con el propio banco y el banco cubano en cuestión.

En casi todos los negocios privados (casas particulares y paladares) aún se paga en efectivo.

Las tarjetas de crédito permiten disponer de anticipos en efectivo, pero las comisiones no varían. Muchos bancos no permiten retirar elevadas sumas de dinero, salvo que antes se les informe del viaje previsto, por lo que conviene confirmarlo con el propio banco.

Los cajeros automáticos cada vez son más frecuentes y equivalen a obtener un anticipo en ventanilla. Conviene utilizarlos únicamente cuando el banco esté abierto, por si surge algún problema.

Efectivo

En Cuba se utiliza principalmente dinero en efectivo, por lo que las tarjetas de crédito no son tan esenciales ni frecuentes como en Norteamérica o Europa. Aunque llevar solo efectivo comporta muchos más riesgos que la tradicional combinación de efectivo/tarjeta de crédito/tarjeta de débito, es muchísimo más práctico. Si siempre se guarda el dinero en una riñonera oculta o en la caja de seguridad del hotel, no debería haber ningún problema.

Lo mejor es llevar billetes de 20/10/5/3/1 CUC, ya que muchos negocios pequeños (como taxis o restaurantes) no dan cambio de billetes grandes (como los de 50 o 100 CUC) y la frase “no hay cambio” está a la orden del día. En un caso extremo, se pueden cambiar estos billetes en los hoteles.

Términos y jerga

Una de las partes más complicadas de la doble economía es la terminología. Los pesos cubanos se llaman “moneda nacional” (abreviado MN, oficialmente CUP) o “pesos cubanos” o simplemente “pesos”, mientras que los pesos convertibles se llaman “pesos convertibles” (abreviado CUC), o simplemente “pesos” (también). Desde hace un tiempo, la gente se refiere a ellos como “cucs”. A veces puede suceder que el viajero esté negociando en pesos cubanos mientras su contraparte da por hecho que se trata de convertibles. El que los billetes sean muy parecidos no facilita las cosas; tampoco que el símbolo de ambos sea el mismo: $. Es fácil imaginar el potencial de engaños que permiten estas combinaciones.

El peso cubano tiene billetes de 1, 5,10, 20, 50 y 100; y monedas de 1 (raras), 5 y 20 centavos, así como de 1 y 3 pesos. La moneda de 5 centavos se llama “medio” y la de 20 es una “peseta”. Los centavos a veces se denominan “kilos”.

El peso convertible tiene billetes de 1, 3, 5, 10, 20, 50 y 100; y monedas de 5, 10, 25 y 50 centavos y 1 peso.

Tienda

Un recorrido por más de 200 libros de viaje para descubrir todos los países del mundo.

Artículos más leídos

Crucero de exploración
Hay cruceros sin bufé libre, sin destinos tradicionales y sin actividades clásicas; hay cruceros para explorar y conocer mejor este mundo. ¡Descúbrelos!
Christian_Faludi_Shutterstock
El Malecón, La Habana, Cuba
Pistas para disfrutar de La Habana desde el Malecón, como los locales. En el Malecón, "el sofá más largo del mundo", los habaneros van a pasear, saludarse, hablar o a ligar.
Agota Kadar_Shutterstock
Valle de Viñales, Cuba
El mejor lugar para estar un día de enero es Cuba. Se puede recorrer la isla en bicicleta ya que es la época más fresca y menos lluviosa.
Simon Matzinger - Flickr