Clásico

Clásico

Si se visita Cuba por primera vez, se quiere ver el mayor número posible de lugares de interés por todo el país, y hacer un poco de carretera no importa. Esta ruta va de La Habana a Santiago, pasando por muchos sitios atractivos. Los autobuses de Víazul conectan los siguientes destinos.

El viajero puede enamorarse de la Cuba clásica en La Habana, con sus museos, fortalezas, teatros y su ron. Se necesitan al menos tres días para familiarizarse con los barrios principales: La Habana Vieja, Centro Habana y Vedado.

Entonces es momento de poner rumbo al oeste, al goce bucólico de Viñales, donde disfrutar de un par de días de senderismo, espeleología y relajación en la mecedora de un soleado porche colonial. Desde aquí hay autobuses diarios a la afrancesada Cienfuegos, monumento arquitectónico al neoclasicismo del s. XIX. Tras una noche de elegancia francesa y música cubana, 2 h de carretera llevan hasta la colonial Trinidad, con más museos por habitante que ningún otro lugar de la isla. Las casas particulares de esta ciudad parecen monumentos históricos, por lo que es recomendable quedarse tres días. El segundo, se puede elegir entre la playa (Playa Ancón) o el mundo natural (Topes de Collantes).

Santa Clara es paso obligado para los peregrinos del Che Guevara que visitan su mausoleo, pero también es un lugar de lujosas habitaciones privadas y una animada vida nocturna. Hay que ver el El Mejunje y tomar algo en el antro La Marquesina. Hacia el este, Camagüey anima a investigar su laberinto de iglesias y tinajones gigantes.

En la relajada Bayamo comenzó la Revolución y, si se tiene la suerte de estar allí en sábado, se disfrutará de un divertido festival callejero: la Fiesta de la Cubanía.

Hay que reservar mucho tiempo para el centro cultural de Santiago de Cuba, donde se han tramado continuos planes de rebelión. El cuartel Moncada, el cementerio Ifigenia y el castillo del Morro ocupan dos días completos. Y lo mejor, para el final. Tras un largo, aunque no arduo, viaje por las montañas que llevará hasta Baracoa, podrá disfrutarse de dos días relajantes entre cocos, chocolate y caprichos tropicales.

Tienda

Un recorrido por más de 200 libros de viaje para descubrir todos los países del mundo.

Artículos más leídos

Crucero de exploración
Hay cruceros sin bufé libre, sin destinos tradicionales y sin actividades clásicas; hay cruceros para explorar y conocer mejor este mundo. ¡Descúbrelos!
Christian_Faludi_Shutterstock
El Malecón, La Habana, Cuba
Pistas para disfrutar de La Habana desde el Malecón, como los locales. En el Malecón, "el sofá más largo del mundo", los habaneros van a pasear, saludarse, hablar o a ligar.
Agota Kadar_Shutterstock
La Habana, Cuba
A través de las películas, documentales y cortos que este año sido nominados a los Premios Goya, se puede pasear por todo el planeta.
Emmanuel Huybrechts - Flickr