Hollywood

Ningún rincón de LA rezuma tanta mitología como Hollywood. Allí está el Paseo de la Fama, la Capitol Records Tower y el Grauman’s Chinese Theatre, con las inmortalizadas improntas de manos y pies de los dioses del entretenimiento. Pero si uno se adentra más allá de los abarrotados referentes turísticos de Hollywood Blvd, descubrirá un barrio muy variopinto.

Lo mejor en un día

Se comienza el día con un desayuno en el moderno Oaks Gourmet para luego empaparse de información local con un circuito por los estudios de Paramount Pictures.

Casi todos los principales puntos de interés están a unos pasos del cruce de Hollywood Blvd con Highland Ave (adonde se llega en metro con la Red Line). Entre ellos se cuentan el Grauman’s Chinese Theatre, el Dolby Theatre (hogar de los Premios de la Academia), el Egyptian Theatre, el muy recomendable Hollywood Museum y el legendario abrevadero Musso & Frank Grill. El Paseo de la Fama de Hollywood discurre por Hollywood Blvd y también más de 1,5 km por Vine St, donde se halla la icónica Capitol Records Tower.

En verano el mejor lugar para pasar la tarde es el Hollywood Bowl ; hay que hacerse con un pícnic y contemplar a las estrellas en el escenario bajo las estrellas del cielo. El Upright Citizens Brigade siempre ofrece diversión, y se puede admirar la silueta urbana desde la terraza del bar Mama Shelter’s o disfrutar de música en directo y cócteles artesanales en Harvard & Stone.

Tienda

Un recorrido por más de 200 libros de viaje para descubrir todos los países del mundo.

Artículos más leídos

Paseo de la Fama, Hollywood, Los Ángeles, California, Estados Unidos
En Los Ángeles hay ciertos sitios en los que es más fácil encontrar famosos que en otros.
Olga Canals Angles
Los Ángeles, California, Estados Unidos
Dos días son más que suficientes para recorrer Los Ángeles, su historia, su cine y en definitiva, para vivir una experiencia de lo más americana.
H Go_500px
Pareja de recién casados con el muelle de Santa Mónica al fondo, California, Estados Unidos
Es posible que no haya rincón en California que no haya aparecido alguna vez en películas o series de televisión. Y la playa de Santa Mónica no es una excepción