Consejos para viajar a Camboya

¿Es seguro viajar a Camboya?

  • Camboya es hoy un país bastante seguro, con una tasa baja de delitos menores.
  • Hay que cumplir la regla de oro de no salirse de los caminos marcados en zonas remotas por la presencia de minas terrestres.
  • El Cambodia Daily (www.cambodiadaily.com) y el Phnom Penh Post (www.phnompenhpost.com) son buenas fuentes de noticias de última hora. Antes de ponerse en camino conviene consultar sus páginas web.
  • Conviene tener cuidado con la instalación eléctrica de algunas pensiones y albergues de las zonas rurales, pues puede ser precaria.

Cuestiones legales

La marihuana es ilegal y la policía empieza a actuar con más severidad al respecto. Ha habido varias redadas en bares y restaurantes de extranjeros donde se fumaba hierba. La marihuana se emplea por tradición en algunos platos jemeres, y se seguirá utilizando durante mucho tiempo, pero los que la fuman deben ser discretos.

Este consejo se aplica también a otras sustancias narcóticas, que son asimismo ilegales. Y hay que pensárselo dos veces antes de comprar cualquier píldora a un vendedor callejero ‘simpático’, porque podría tratarse de tranquilizantes para dormir a la víctima y poder robarle a gusto.

También debe tener en cuenta que puede ser procesado por la ley de su país de origen en relación a la edad de consentimiento para tener relaciones sexuales, incluso en el extranjero.

Delincuencia y violencia

Si se tiene en cuenta el número de armas que existen en Camboya, hay menos atracos de lo que pudiera esperarse. No obstante, son un peligro potencial en Phnom Penh y Sihanoukville. No hay necesidad de ponerse paranoico, simplemente ser precavido. Se aconseja no caminar a solas entrada la noche, sobre todo en zonas rurales.

En los últimos años se han producido tirones de bolsos desde motocicletas en Phnom Penh, y los ladrones no sueltan su presa, sino que derriban a los pasajeros de las motos (moto-taxis) poniendo en peligro sus vidas.

Los teléfonos inteligentes son uno de los principales objetivos, así que se aconseja no utilizarlos en público, sobre todo de noche; ya que se expondrán a los ojos de los ladrones.

En caso de que alguien sea víctima de un robo, hay que tener en cuenta que la policía camboyana es más eficaz si hay dinero de por medio; por tanto, toda colaboración, como puede ser una denuncia, tendrá su precio. La cantidad varía según el volumen de la denuncia, pero puede oscilar entre 5 y 50 US$.

No suele darse violencia contra extranjeros, pero vale la pena ir con cuidado en bares abarrotados o locales nocturnos de Phnom Penh. Si uno se mete en una trifulca con jemeres jóvenes ricos en un bar o discoteca, debe tragarse el orgullo y dejarlo correr: muchos llevan pistolas y están rodeados de guardaespaldas.

Estafas

La mayoría de los timos son bastante inofensivos, pues implican una pequeña comisión aquí y allá para los conductores de taxis o motos, especialmente en Siem Reap.

Se han denunciado uno o dos casos de montajes de la policía en Phnom Penh con referencia a drogas colocadas para incriminar. Esto es por lo visto muy raro, pero si uno cae en la trampa, quizá sea mejor pagarles antes de que se involucren más policías en la comisaría, porque el precio subirá cuando haya más bocas que alimentar.

En esta región circulan muchos medicamentos falsos. El viajero solo debe comprar medicinas en farmacias o clínicas de confianza.

Cuidado con el timo del blackjack de los filipinos: no hay que jugar a las cartas con filipinos en apariencia simpáticos si no se quiere acabar desplumado.

Los mendigos en sitios como Phnom Penh y Siem Reap piden a veces para comprar leche en polvo para el niño que llevan en brazos. Muchos extranjeros caen en el embuste, que no es otro que comprar la marca más cara y después volver a la tienda para canjearla por el importe y repartirse el botín.

Minas y bombas

Jamás hay que tocar cohetes, granadas, morteros, minas terrestres, bombas o cualquier otro material de guerra con el que uno pueda toparse. La zona más minada se halla a lo largo de la frontera tailandesa, pero es un problema en todo el país. En resumen: jamás, bajo ninguna circunstancia, hay que salirse de los caminos señalizados. Si se planea hacer una excursión, incluso en zonas más tranquilas como el remoto noreste, es imperativo contratar un guía, pues puede haber artillería sin explotar de la campaña de bombardeos estadounidenses de principios de la década de 1970.

Seguro de viaje

Contar con un seguro de salud es esencial. Hay que comprobar que cubra la evacuación de emergencia, pues si las instalaciones médicas son limitadas, el viajero tendrá que ser trasladado en avión a Bangkok si la gravedad del caso lo requiere.

Con un seguro de viaje para todo el mundo contratado en www.lonelyplanet.com/travel-insurance se puede ampliar la cobertura y presentar una reclamación en cualquier momento, aunque ya se esté viajando.

Se aconseja consultar la información actualizada sobre recomendaciones y alertas de viaje a Camboya en el Ministerio de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación.

Informarse es importante

Antes y durante el viaje recomendamos que cualquier información relacionada con seguridad, salud, trámites administrativos como la expedición de visados, etc. sea verificada con el Ministerio de Asuntos Exteriores del país del viajero.

Artículos más leídos

Asura cerca de la Puerta Sur del templo Angkor Thom, Angkor, Siem Reap, Camboya
Una guía para descubrir los principales epicentros de la espiritualidad camboyana: templos de Siem Reap, Preah Vihear, Kompong Thom y Banteay Chhmar.
Efired_Shutterstock
Playa Koh Kong, Camboya
Un selección de 10 playas paradisiacas de Camboya, tesoros en forma de arena y mar que se extienden por diferentes islas de Camboya.
Shanti_Hesse_Shutterstock
Mariposas monarca, Michoacán, México
¿Dónde viajar en febrero? Febrero será el mes más corto del año pero alberga algunas de sus mejores aventuras; no hay que olvidarse que febrero es también un buen mes para viajar.
Breck_P._Kent_Shutterstock