Visado para ir a Irán

¿Se necesita visado para Irán?

Los viajeros con pasaporte de Turquía, Líbano, Azerbaiyán, Georgia, Bolivia, Egipto y Siria pueden permanecer en el país sin visado entre 15 y 90 días.

Las demás nacionalidades necesitan un visado con antelación o solicitar uno de 30 días a la llegada a un aeropuerto. Estos últimos no están disponibles para ciudadanos de EE UU, Somalia, Reino Unido, Canadá, Bangladés, Jordania, Irak, Afganistán ni Pakistán. Si alguien tiene pasaporte de uno de estos países debe contratar con anterioridad un circuito o a un guía especialmente cualificado, o estar avalado por un amigo o familiar en Irán (que será su responsable legal) para obtener un visado.

No se conceden visados a los ciudadanos israelíes ni a ninguna persona con un sello de Israel en el pasaporte (ni con sellos de salida de los puestos fronterizos de Jordania o Egipto a Israel).

Tipos de visado: ventajas y desventajas

Antes de nada, es importante entender el proceso. Salvo en el caso de los visados de tránsito, todos los solicitantes de visado deben ser ‘aprobados’ por el Ministerio de Asuntos Exteriores (MAE) en Teherán. Esto incluye a quienes lo solicitan a la llegada, los cuales pueden recibir la aprobación antes o, con una espera más larga, al arribar.

Si se recibe la aprobación, el MAE envía un número de autorización al consulado, que acepta el formulario de solicitud, las fotografías de tamaño pasaporte y las tasas, y expide el visado. Las tasas varían en función del país de origen; véase el sitio web de la embajada de Irán (en España: http://madrid.mfa.ir/?siteid=423).

Los visados de tránsito son un poco más baratos que los de turista y, aunque no requieren autorización de Teherán, solo permiten quedarse hasta siete días. Así que hay que elegir entre conseguir un visado de turista por adelantado o a la llegada.

Visado de turista

Hay dos formas de conseguirlo.

  • Por libre Se puede solicitar directamente a un consulado, con lo cual uno se ahorra pagar a una agencia, pero tarda tres semanas o más. En teoría, hay que descargar y rellenar el formulario de solicitud de la embajada de Irán en el país de origen; luego se llevan o envían a la embajada el formulario, el pasaporte, las fotos, el dinero y un comprobante de seguro de viaje, y ellos enviarán la información a Teherán para pedir la aprobación. Varias semanas más tarde se ponen en contacto con el solicitante para comunicarle el resultado del trámite. De lo contrario, hay que ponerse en contacto con ellos, lo cual no siempre es fácil. Si todo va bien, se puede recoger el visado en persona (en algunas embajadas las mujeres deben cubrirse el pelo), o se recibe el pasaporte en un sobre por correo certificado. Hay muchísimas excepciones. En algunos casos el proceso puede durar solo unos días, pero también ha habido casos en los que semanas después de entregar la solicitud, se ha desestimado. Con tanta incertidumbre, si se elige esta opción, hay que calcular seis semanas o más para estar seguro.
  • Mediante una agencia Las agencias de visados cobran desde 30 € hasta 130 € por conseguir un número de autorización. En casi todos los casos hay que rellenar un formulario electrónico con los detalles del itinerario y de dónde se desea recoger el visado, adjuntar copias digitales de la foto y el pasaporte, y la agencia envía todo a Teherán. Según el MAE, para casi todas las nacionalidades se tardan entre 5 y 10 días laborables en evaluar la solicitud. Cuando el proceso dura más, la agencia de visados no suele saber por qué, lo cual puede explicar (si no excusar) el hecho de que sea tan lenta en responder a los correos electrónicos de seguimiento. Si se rechaza la solicitud no devuelven el dinero, pero se dan pocos rechazos. Una vez se recibe el número de autorización, la agencia lo enviará al solicitante y a la embajada o consulado iraní correspondiente. Entonces hay que hacer el proceso de solicitud como mera formalidad, y casi todos los consulados expiden el visado en el momento. En el caso de ciudadanos estadounidenses, ambos métodos son lentos, más costosos y arduos. Los ciudadanos de EE UU deben calcular unos tres meses para ir sobre seguro.

Visado de turista a la llegada

Irán suele expedir visados de turista de 30 días a la llegada a ciudadanos de unos 65 países, incluidos casi todos los europeos y varios suramericanos. Los grandes ausentes son Reino Unido, Canadá y EE UU.

En todos los aeropuertos internacionales se pueden obtener visados de turista, pero se recomienda volar al aeropuerto internacional Imán Jomeini de Teherán para evitar problemas. Mientras se redactaba esta obra, para obtener el visado se exigía lo siguiente:

  • Una copia del seguro de viaje. Si Irán no aparece mencionado específicamente, es posible que haya que comprar otra póliza en el aeropuerto;
  • Se puede contratar un seguro (16 USD) en el mostrador situado frente al de visados; es muy recomendable contratar la póliza antes de empezar el proceso del visado;
  • El nombre y teléfono de un avalista. En la práctica puede ser un hotel; es muy recomendable tener una noche reservada en el hotel que se vaya a mencionar y llevar una copia impresa de un mensaje de correo electrónico en la que se confirme la reserva, aunque no sea un requisito oficial;
  • La tasa correspondiente. Para casi todos los países occidentales, son 75 € o el equivalente en dólares estadounidenses. Las tasas de los visados se pueden pagar en euros o en dólares estadounidenses.

Visado de entrada (visado de negocios)

Para conseguir un visado de negocios de 30 días (prorrogable) hay que conseguir una carta de invitación de la empresa u organización que se pretenda visitar. Por lo demás, el proceso es el mismo que para conseguir un visado de turista (por libre o mediante una agencia). Quienes vayan a una conferencia o a participar en un acontecimiento deportivo, necesitan un visado de entrada.

Avalistas y agencias de visados

Cualquier iraní puede avalar una solicitud, lo cual significa que entregan los documentos para obtener un código de autorización. Pero en casi todos los casos es más fácil hacerlo mediante una agencia de viajes o una agencia especializada en visados, aunque hay que tener en cuenta que ni siquiera con una agencia hay garantía de obtenerlo y que la agencia cobra su tarifa se obtenga o no el visado. Conviene pedir recomendaciones actualizadas a otros viajeros antes de elegir una opción; el foro de Lonely Planet (www.lonelyplanet.es) es un buen punto de partida.

Estas son dos agencias de visados recomendadas:

Antes de partir a Irán

Hay que decidir si viajar por libre o unirse a un grupo.

Viajar por libre

Tiene más ventajas que inconvenientes. Es más fácil siendo hombre o yendo en pareja que si se es mujer, pero es factible con independencia del sexo. El transporte en avión, ferrocarril y autobús es eficiente, los lugares de interés son baratos y hay bastante gente que habla inglés.

Guías y conductores privados

Los conductores y guías autónomos son una alternativa más barata y más flexible a los circuitos en grupo.

Hay que asegurarse de que el guía esté cualificado. La experiencia, el conocimiento y la habilidad con la lengua de estos guías puede transformar una simple excursión en una aventura memorable. Los auténticos deben llevar un documento de identidad con fotografía y un holograma con la fecha de caducidad visible.

Viajar en grupo

Casi todos los circuitos organizados empiezan y terminan en Teherán, con un vistazo rápido por la capital antes de concentrarse en los lugares imprescindibles: Shiraz, Persépolis, Isfahán y Yazd. Hay muchísimos otros itinerarios. Los costes dependen de la longitud del viaje, los medios de transporte, el tipo de alojamiento y el tipo de cambio.

Los guías iraníes suelen ser muy buenos. También hacen de intérpretes, pero es menos probable conocer a lugareños en un circuito.

Los operadores iraníes también hacen las veces de representantes locales para las agencias del extranjero, así que si se reserva directamente con ellos se consigue lo mismo por menos dinero.

Operadores iraníes

Abgin Cultural Tours of Persia (021-2235 9272; www.abgintours.com; Teherán) Circuitos fijos con itinerarios culturales, por el desierto y de senderismo. Muy respetados.

Cyrus Sahra (021-8819 4619; www.caravansahra.com; Teherán) Gran organización local con una amplia variedad de circuitos.

Pars Tourist Agency (www.key2persia.com) Decenas de circuitos económicos especializados en torno a Shiraz.

Operadores españoles

Viajes Persépolis (http://viajespersepolis.net/; Madrid) Especialistas en Irán.

Azul Marino (http://www.viajesazulmarino.com; España) Con delegaciones por toda España. Circuitos en grupo con salidas garantizadas.

Irán Sara (http://www.iransara.es/; Madrid) Reconocidos por el Ministerio de Cultura Iraní. Ofrecen guías castellanohablantes, transporte, alojamientos, excursiones, etc.

Iran Travel (http://irantravel.es/; Barcelona) Circuitos y apoyo para viajes por libre. También gestionan el visado.

 

Informarse es importante

Antes y durante el viaje recomendamos que cualquier información relacionada con seguridad, salud, trámites administrativos como la expedición de visados, etc. sea verificada con el Ministerio de Asuntos Exteriores del país del viajero.

Tienda

Un recorrido por más de 200 libros de viaje para descubrir todos los países del mundo.

Artículos más leídos

Año del Cerdo en China
¿Cuál es tu destino según el signo del horóscopo chino? Hoy se celebra el Año Nuevo Chino y el 2019 es el año del adorable cerdo. Si ese no es tu animal ¿dónde deberías viajar?
Leeyakorn06_Shutterstock
Casa del Misterio de Winchester, California, EE UU
10 lugares para morirse de miedo y 1 casa misteriosa construida a modo de laberinto para que los fantasmas no encontraran a su dueña… ¡Feliz Halloween!
www.winchestermysteryhouse.com
Masjed-e Shah, Isfahán, Irán
Descubre los 10 imprescindibles de Irán y algunos de los grandes tesoros persas: palacios, jardines, mezquitas, bazares para recorrer...
Rafi Nourinia_500px