La otra cara de Praga

Praga, República Checa
Pere Pifarré Vidal

Consejos para disfrutar como un auténtico checo

Después de ver el castillo y cruzar el famoso puente de Carlos, es el momento de disfrutar de la otra cara de la ciudad, la más auténtica, y unirse a los praguenses recorriendo sus parques, barrios obreros y bares favoritos. Es fácil comprobar que los checos son gente tranquila a quienes les gusta pasear con el perro hasta la terraza de una cervecería. Las nuevas guías de Praga de Lonely Planet editadas por geoPlaneta (Praga De cerca y Praga y la República Checa) recomiendan los lugares donde el viajero podrá sentirse como uno más en la ciudad.

Jardines de Malá Strana

El llamado “barrio menor”, a la sombra del castillo de Praga, es un lugar delicioso, con bonitos parques y jardines. Aquí es posible imitar a los habitantes de la ciudad, escaparse de las oleadas turísticas y buscar refugio en los espacios verdes. Lo mejor es llevar una manta, un libro, una cerveza y algo para comer e instalarse en uno de estos tentadores oasis urbanos.


De bares por Vinohrady y Zizkov

Los vecinos de Zizkov afirman con orgullo que en su barrio hay más pubs por metro cuadrado que en ningún otro lugar del mundo, y el contiguo Vinohrady está lleno de bares de vinos y coctelerías. Es estupendo salir de copas por la noche por esta zona residencial arbolada, aunque esté algo a trasmano.


Vysehrad, el otro castillo de Praga

El segundo “castillo” de Praga es muy diferente del primero, pero igual de espectacular. En realidad, hace siglos que en el lugar no existe ningún castillo propiamente dicho, pero la ciudadela en ruinas compensa sus defectos arquitectónicos con unas vistas maravillosas del río Moldava y de toda Praga. Desde arriba, uno podrá sentirse flotando sobre la ciudad.


Arte alternativo en Smichov

Aunque poco a poco se haga más burgués, este barrio industrial aún es conocido por su arte alternativo, sus bares sin pretensiones y el teatro de vanguardia. Queda cerca del centro, en tranvía desde Malá Strana; pero a la vez está lo bastante alejado de las rutas habituales para ofrecer a los visitantes una idea de la Praga “de verdad”. 


Pubs tankowna

Desde 1995, la empresa cervecera Pilsner instala en algunos pubs grandes tanques verticales de almacenamiento para que puedan disponer de cerveza sin pasteurizar, fresca y especialmente sabrosa, la conocida como cerveza tankowna. Dos de los primeros que la sirvieron fueron los lujosos pubs reconstruidos Kolkovna y Celnice, sitos en V. Celnici, 4.


Isla Kampa

Un pequeño y encantador espacio verde separado de Mala Strana por un canal llamado “arroyo del Diablo”. Es visitada por familias jóvenes, paseantes de perros y artistas. Las vistas nocturnas de las luces al otro lado del río son magníficas.


Karoliny Svetle

Una calle estrecha y serpenteante llena de tiendas independientes de diseño, bares modernos y cafés bohemios, entre Náprstkova y Národni tnida.


Riegrovy sady

Este parque en la cima de una colina es célebre por su cervecería al aire libre, pero el espacio verde merece por sí mismo una visita. El picnic aquí, con vistas del castillo y los tejados rojos de la ciudad, puede ser una experiencia fantástica.


Descubrir SoNa

Así llaman a la zona del sur de Národni – declarada uno de los “barrios calientes” del mundo por la revista Wallpaper. Las tranquilas callejuelas del barrio, llenas de restaurantes étnicos poco conocidos y cafés poblados de estudiantes, resultan encantadoras para pasear al caer la noche.


Centro DOX de Arte Contemporáneo

Inaugurado en 2008, en el barrio obrero de Holesovice, es un edificio minimalista de varios pisos que ocupa un bloque entero en una esquina. Es la galería más amplia de Praga y alberga una colección de fotografía y arte contemporáneo que incita a la reflexión. La cafetería y la librería son excelentes.


Cristal de Bohemia en Kotva

Los Kotva (en Námèsti Republiky, 8) son unos grandes almacenes checos de precio medio, que a primera vista pueden parecer de poco interés pero tienen una sección de artículos del hogar con una selección estupenda de cristal de Bohemia. Aquí es donde los praguenses compran sus regalos de boda, así que también el viajero podrá encontrar un buen regalo para llevar a casa.


Parque Stromovka

Es el parque más grande del centro de Praga. En tiempos medievales fue territorio de caza de los reyes, pero hoy lo frecuentan paseantes, corredores, ciclistas y patinadores.


Túnel de Josef Pleskot

Construido en 2002 por el arquitecto Josep Pleskot, el artístico túnel que pasa bajo el puente de la Pólvora constituye una peculiar salida alternativa del castillo. 

 

Nuestras guías

Un recorrido por más de 200 libros de viaje para descubrir todos los países del mundo.